La Rotonda (torre Andreu)

Los Arquitectos

Adolf Ruiz Casamitjana

Barcelona, 1869-1937

Arquitecto, formará parte del movimiento artístico del modernismo catalán, influenciado, en gran medida, por el también arquitecto y propulsor de este estilo Domènech i Montaner. 

Adolf Ruiz se titula en 1893 (Domènech lo hacía en el año 1873) y trabajará como contratista y arquitecto adjunto en el Ayuntamiento de Badalona, ciudad donde dejará un importante legado arquitectónico como la Escuela del Trabajo o la Escuela Lola Anglada.

En agosto de 1906, desgraciadamente murió su hija Maria del Rosari.

En diciembre de 1911, traslada su despacho de arquitectos a la calle de Ausiàs March.

De entre sus obras destacan:

En Argentona:

Torre Ruiz (1904), c. Mare de Déu de la Salut, 18.

En Badalona:

Escuela del Trabajo (1924-1925), actual Conservatorio, c. Pare Claret, 2.

Grupo escolar Ventós Mir (1924), pasaje Ventós Mir, 21.

Escuela Lola Anglada (1926), barrio de Canyadó.

En Barcelona:

Casa de la marquesa de la Vall de Ribes (1888), c. Diputació, 309.

Casa Llorenç Armengol (1899), Rambla de Catalunya, 125.

Torre Joaquim Pujol (1900), Pza. Josepets (derribada).

Casa Eusebi Castells (1905), c. Bruc, 36-38 con c. Casp, 38.

Casa Llosas (1901-1909), c. Girona, 120.

Casa Llorenç Camprubí (1901), c. Casp, 22.

Edificios de viviendas en la calle Balmes, 158-160 (1904).

Casa Jacinta Ruiz (1904-1909), c. Girona 54.

Casas Ruiz (1907), c. Còrsega, 215-217 i c. Provença, 188-190.

Casa Rafel (1911), c. Enric Granados, 121.

Torre Andreu «La Rotonda» (1906-1918), Passeig Sant Gervasi, 51.

Casa Manuel Garcia (1926), Ronda Sant Pere, 29

Enric Sagnier Villavecchia

Barcelona, 1858 – 1931

Enric Sagnier es uno de los arquitectos más prolíficos también enmarcado dentro del estilo arquitectónico del modernismo catalán, con unos 450 edificios construidos entre los años 1881 y 1938; principalmente, en Barcelona, donde encontramos más de 300.

Obtendrá el título de arquitecto en 1882 y, ya por aquellos años, trabajará como ayudante de Francesc de P. Villar en las obras de la basílica de Montserrat.
A pesar de no ser uno de los arquitectos líderes del modernismo como ya lo eran en aquel tiempo Domènech o el mismo Gaudí, Enric Sagnier proyectará unas construcciones realmente singulares y diversas, entre las que encontramos escuelas, casas particulares, hospitales, hoteles, oficinas, etc., siguiendo un estilo modernista, pero con una clara tendencia clasicista.

De entre sus obras más emblemáticas, sin duda, el templo expiatorio del Tibidabo y el Palacio de Justicia.

Resumen biográfico                   

1886: Recibe, con Josep Domènech i Estapà, el encargo de proyectar el nuevo Palacio de Justicia de Barcelona. Las obras, que empiezan el año siguiente, se prolongan hasta 1911.

1890: Recibe el encargo de la Nueva Aduana de Barcelona. El proyecto inicial es presentado en 1895 y las obras empiezan en 1896; serán terminadas en 1902.

1893: Es uno de los cofundadores del Círculo Artístico de Sant Lluc, conjuntamente con los hermanos Josep y Joan Llimona, Antoni Utrillo, Alexandre de Riquer y otros. En 1903 será nombrado presidente.

1900: Es propuesto como presidente de la Asociación de Arquitectos de Cataluña, pero no llega a tomar posesión del cargo.

1902: La casa construida para Emili Juncadella obtiene el premio de arquitectura concedido por el Ayuntamiento de Barcelona en 1901.

1902: Colocación de la primera piedra del templo del Tibidabo, cuya construcción se prolongará hasta su muerte, y que finalizará su hijo Josep M. Sagnier en 1961.

1903: Elegido diputado provincial en representación del Comité de Defensa Social.

1903: Arquitecto de la comunidad benedictina de Montserrat, cargo que ocupa hasta 1915.

1911: Ingresa en la Academia de Bellas Artes de Sant Jordi de Barcelona.

1913: Miembro fundador de la sociedad cívica La Ciutat Jardí.

1913: La confitería de Guillem Llibre, situada en la plaza de Cataluña, recibe el premio del Ayuntamiento en la categoría de establecimientos.
1915: Recibe el premio en el apartado de establecimientos inaugurados en 1913 por la sastrería de Pere Comas.

1916: Participa en el II Salón Nacional de Arquitectura celebrado en Barcelona.

1918: El Grupo Benéfico de la Junta de Protección de Menores, situado en el Poblenou, merece el premio anual de arquitectura del Ayuntamiento de Barcelona en la convocatoria de 1916.

1918: Proyecto de ampliación del edificio de la Rotonda, por encargo del empresario farmacéutico Salvador Andreu. El edificio será el Hotel Metropolitan.

1920: En el veredicto relativo a los edificios terminados en 1917, se concede a Enric Sagnier un premio extraordinario por la construcción del Casal del Ahorro, sede central de la Caja de Pensiones. Este tercer galardón en el certamen municipal lo hace merecedor de una medalla de oro que, teóricamente, le deja fuera de concurso.

1921: En el concurso de arquitectura del Ayuntamiento de Barcelona, se concede el premio en la categoría de chalets a dos construcciones proyectadas por Sagnier: la casa para Ignasi Coll, situada en la avenida del Tibidabo (terminada en 1918), y el chalet de Lluís Rocamora (obra finalizada en 1919).

1923: El papa Pío XI le concede el título pontificio de marqués de Sagnier.

1924: Designado diputado provincial de Obras Públicas, cargo que ocupa hasta 1927.

1924: Vocal de la Junta de Museos de Barcelona hasta el 1926. Dirige la instalación de la biblioteca.

1925: Forma parte del jurado que elige el proyecto del palacio central (actual Palacio Nacional) en el recinto de la Exposición Internacional de Barcelona.

1927: Junto con Bonaventura Bassegoda, pasa a ocupar el cargo de arquitecto de la catedral de Barcelona.

 

Sus jardines:
Los jardines de Enric Sagnier, en la calle de Brusi, 51-56, rodean el centro cívico Casa Sagnier, antigua torre de veraneo de la familia. Hoy son un homenaje al hombre y al arquitecto, admirado por una parte de la burguesía barcelonesa y criticado por una parte de sus propios colegas.